Rehabilitar un edificio en mal estado puede revalorizarlo un 20%

La rehabilitación de un edificio es una decisión que cuesta tomar, ya que los vecinos no quieren convivir con las obras durante mucho tiempo o no consideran que sea necesario si no afecta a la parte estética. Pero esa percepción podría cambiar si supieran que al realizarla el inmueble puede revalorizarse alrededor de un 20%, según los cálculos de la Agencia para la Rehabilitación de Edificios (Rehare) recogidos por Danosa, especialista en soluciones integrales para la construcción sostenible, con motivo de Rehabitar Madrid, la cita organizada por el Ayuntamiento de la capital e IFEMA para concienciar a los madrileños sobre la importancia de reformar los hogares para que sean más eficientes.

Porque rehabilitación es sinónimo de revalorización del edificio, incluso en aspectos que a priori nadie imaginaría. Por ejemplo, cambiar el ascensor por uno que garantice una accesibilidad total a todos los vecinos puede revalorizar un 10% el edificio. De este modo, los residentes pueden cambiar esa percepción negativa de las rehabilitaciones, pues estas tienen un retorno que va más allá de lo estrictamente monetario.

Pero para lograrlo dar un paso más y no quedarse en un mero lavado de cara al edificio. Es decir, pese a que los vecinos suelan tener como principal motivación para rehabilitar el inmueble la parte estética, es necesario darle una vuelta de tuerca y combinar esa faceta con la funcional, con el objetivo de revalorizarlo teniendo en cuenta el confort.

Por ejemplo, con una mejora del aislamiento térmico de la envolvente del edificio los vecinos disfrutarán siempre de la temperatura adecuada en sus hogares, independientemente de la estación del año, y podrán reducir el gasto de energía hasta en un 70%, según las estimaciones de Danosa. Por otra parte, reforzar el aislamiento acústico disminuye los niveles de estrés y favorece el descanso y la tranquilidad en casa.

Hasta ahora, los ciudadanos se habían acostumbrado a convivir con frío, humedades o ruido en sus hogares, dejando de lado esa sensación de confort que ni se ve ni se escucha, pero se siente. Y si cada vez le dan más importancia al hecho de tener calidad de vida en casa, para ello la rehabilitación constituye una herramienta fundamental.

Fuente: http://www.elperiodicodelazulejo.es

sin comentarios
¡Te esperamos en nuestro Facebook!
Haz clic en Me Gusta para conocer todas nuestras novedades: